miércoles, 24 de octubre de 2007

El dinero no compra la felicidad, pero sí libros.

Un maestro al cuál admiro nos puso a leer la novela corta (o corta novela) de Juan Carlos Onetti Cuando Entonces. La disfruté y como lo tenía en copias decidí comprarlo pero no lo encontré en la ciudad. Lo pedí por internet. La primera edición era la más barata. Me llegó hace poco y tiene un olor raro, pero la aprecio. Pero, hay que tener cuidado. Hay que tener cuidado con lo que escribimos. Con lo que pensamos. Hoy me di pena. Ashamed of myself. Por una babosada me llené de envidia. De esa horrible envidia que mata. Que te deja ciego y tonto. Balbuceando. Que pena. Pero ya se me quitó. With a little help from my friends.

Que peligrosa la envidia. Othello. Pero hay que conocernos para mejorar. Creo.

3 comentarios:

ZATARA dijo...

"Hay que conocernos mejor para mejorar" esa es tu intención;perfecto.

Nigel with a smile dijo...

La fotografia da mucha paz.

No todo mundo reconoce lo que siente. Congrats a ti y a tus friends.

andrés dijo...

un poco de envidia de vez en cuando creo que es buena, mientras decidas hacer algo por ti sin quitarle nada a nadie. ademas nos divertimos envidiando gente como al amigo pelon

 
Creative Commons License
No uso acentos por flojo blog is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-No comercial 2.5 México License.